/El Chelsea, en proceso de destrucción

El Chelsea, en proceso de destrucción

Premier League La lejana de Abramovich, la sucesin de entrenadores, la ‘ausencia’ de Hazard…

Hazard se lamenta en un partido del Chelsea de la presente temporada.

La sancin recibida por el Chelsea en el da de ayer y por la que no podr incorporar a jugador alguno durante dos mercados (pedir la cautelar y lo ms probable es que la prxima ventana de fichajes la tendr abierta para poder fichar), no es ms que la mxima expresin de una gestin ms que cuestionable, que est llevando al club ingls a un deterioro palpable. Su futuro deportivo est en cuestin y el equipo cada da ms tocado en lo anmico y muy lejos de los puestos de cabeza. Maana se juega ante el Manchester City la Copa de la Liga y lo hace rodeado de incgnitas de complicada solucin.

Siete aos despus de conquistar la Champions League, el club de Roman Abramovich emite seales de agotamiento, empezando por su propietario, vigilante desde su residencia en Tel Aviv ante la imposibilidad de pisar suelo ingls, lo que le convierte en un presidente fantasma. Esta incertidumbre se traslada al da a da de plantilla y tcnicos, que en muchas ocasiones no encuentran referencia, ni cabeza visible alguna, por mucho que Marina Granovskaia haga las veces de rostro de una entidad que est perdiendo su personalidad. Tanto es as, que se habla de venta de algo de lo que no puede disfrutar. Incluso ha paralizado el nuevo Stamford Brigde. Escuchan ofertas y dicen que piden 2.500 millones de euros, pero que nunca lo vender a capital ingls alguno. Eso s, desde ayer el Chelsea vale menos..

La salida de Michael Emenalo, director deportivo del Chelsea desde 2007 hasta 2017, dej muy tocada la estructura deportiva del club. Era la referencia a la hora de fichar, de disear plantillas, pero sobre todo era la referencia de los jugadores a la hora de intentar solucionar los problemas que se dan en el da a da. El nigeriano se fue y Granovskaia no supo llenar ese hueco, despreciando una figura clave en el ftbol actual y ms con el presidente a dos mil kilmetros de distancia. Era un hombre apreciado por el grupo y que nada ms salir de Londres, fich por el Mnaco.

Tambin hay que decir que el exdirector deportivo algo tendr que ver en la segunda sancin de la FIFA al Chelsea, pero la orden durante la ltima dcada era clara: “fichar todo lo que se mova”, algo que demuestran esos 41 cedidos que estn repartidos por medio mundo sin que muchos de ellos llegarn a ponerse la camiseta del Chelsea.

Maurizio Sarri lleg el pasado verano al banquillo del equipo londinense con la misin de hacer olvidar las convulsas etapas vividas con Jos Mourinho y Antonio Conte, pero salvo que maana levanten en Wembley la Copa Caribo o la Europa League en unos meses. El italiano no ha logrado ser el antdoto necesario y no ha sabido tranquilizar al grupo, ni dar estabilidad deportiva tras un ms que prometedor inicio. Se busca recambio y suena Zinedine Zidane, pero la sancin FIFA, esa por la que van a trabajar para aplazar primero y reducir despus, puede ser el freno a la llegada del francs o de un tcnico de nivel. Al menos en el pasado mes de enero ficharo a Pulisic del Borussia Dortmund por 65 millones de euros.

Jos Mourinho se enfrent con todos, con el ruso en primer lugar, mientras que Antonio Conte termin aislado de todo y todos. En verano regres a Londres ya cesado, pero acuda a diario a Cobham sin poder entrenar. Sarri haba firmado, pero Abramovich no quera soltar los 10 millones de finiquito, vivindose escenas increbles con Conte en la Ciudad Deportiva, leyendo el peridico como nica ocupacin.

Abramovich buscaba calma y no la ha encontrado con Sarri, que se ha encontrado con una plantilla en retroceso y con, Eden Hazard, jugador franquicia pensando en su cada da ms complicado fichaje por el Real Madrid, que en ser la referencia del Chelsea y que tiene como consecuencia deportiva esos 6 goles recibidos ante el Manchester City y esos 15 puntos de desventaja con la cabeza en la Premier. League.